Delegaciones


Pastoral Educativa


Delegado: P. Hugo Pico Reyes



Al finalizar el año 2018, los docentes, estudiantes y padres de familia de los establecimientos educativos de la Diócesis de Socorro y San Gil, en el contexto de la meta diocesana y mediante la comunicación permanente con el párroco y la delegación, las convivencias y retiros espirituales con maestros y alumnos, la presencia activa del párroco y comité en la realización de las escuelas de padres, la vivencia de momentos celebrativos especiales y la conformación del comité en todas las parroquias:

• Han vivido la experiencia personal y comunitaria del encuentro con Jesucristo buen pastor, que da la vida por sus ovejas y las lleva por el camino de una vida nueva en la felicidad y amor verdaderos.

• Han crecido en su sentido de pertenencia a la Iglesia Pueblo de Dios en la que ellos son piedras vivas en la construcción de un mundo mejor, libre de toda esclavitud, idolatría y opresión.

• Los servidores de este nivel, debidamente preparados piden al Señor Obispo ser admitidos a este ministerio.

Con el fin de crecer en la construcción de la Iglesia Pueblo de Dios en comunión y misión permanente cimentada en los valores del Reino.



JUSTIFICACIONES DE LA META


La iglesia lamenta que la escuela ya no es lugar de educación sobre todo en cuanto se refiere a los valores y a las opciones, pero no advierte el deber de ayudar a los bautizados comprometidos en este campo para que puedan hacer una síntesis entre fe y vida. Debido a esto, es necesario hacer un seguimiento más decidido a los profesores, ya que ellos, conforman un gremio influyente en la niñez, la juventud, los padres de familia y es urgente aprovechar al máximo su servicio a la evangelización, ya que ellos están llamados a dar testimonio del Evangelio en el propio ámbito de trabajo, en sus familias y comunidades caminando hacia la santidad.



A la Iglesia le corresponde la tarea de acompañar a las instituciones educativas, para promover una educación centrada en la persona humana que es capaz de vivir en la comunidad, aportando lo suyo para su bien (A P. 334), capacitando al hombre y a la mujer para vivir de manera divina; es decir, para pensar, querer y actuar según el Evangelio, haciendo de las bienaventuranzas la norma de su vida. (ib.335).

“Debemos rescatar la identidad católica de nuestros centros educativos por medio de un impulso misionero valiente y audaz”, mediante proyectos que “deben promover la formación integral de la persona teniendo su fundamento en Cristo, con identidad eclesial y cultural, y con excelencia académica”. (ib. 337).



Si perdemos la oportunidad de tomar en serio la educación, estamos condenados a la miseria. Un pueblo tendrá esperanza si los niños reciben educación de calidad. Y todos los niños, porque la exclusión produce rencor y pobreza. Tenemos que brindar un acompañamiento a la comunidad educativa (directivos, docentes, personal administrativo, alumnos, padres de familia, etc.) para que lleguen a ser auténticas comunidades eclesiales y centros de evangelización, donde asuman su rol de formadores, de discípulos y misioneros en todos sus estamentos.



1. Elaborar base de datos con los nombres de las Instituciones Educativas existentes en la Diócesis y sus respectivos Rectores y Coordinadores. Fecha de la fiesta más importante que celebran en cada Institución. Cuándo: primer semestre. Responsables: Delegado, EDAP, párrocos.

2. Sensibilización sobre la importancia de conformar el comité en todas las parroquias. Cuándo: En el transcurso del año. Responsables: Delegación, EDAP, Párrocos.

3. Convivencias con Alumnos de todos los establecimientos educativos de la Diócesis. Por grados académicos y organizadas por la parroquia con las orientaciones de la delegación. Cuándo: Una por semestre. Responsables: Delegación, EDAP. Párrocos.

4. Mensaje del Señor obispo a cada Institución Educativa con motivo de la fiesta más importante que celebren. Cuando: En el transcurso del año. Responsable: Delegación, EDAP, Señor Obispo.

5. Convivencias con Maestros en cada parroquia. Dirigidas por el equipo pastoral de la parroquia con las orientaciones de la delegación. Cuándo: una por semestre. Responsable: delegación, EDAP, párrocos.

6. Celebración del día del Maestro en cada parroquia con las orientaciones de la delegación diocesana. Cuándo: mes de mayo. Responsables: delegación, EDAP, párrocos.

7. Presencia del párroco en la realización de las escuelas de padres. Cuándo: Según programación de cada Institución. Responsables: Delegación, EDAP y Párrocos.

8. Folleto virtual dirigido a todos los Maestros. Cuándo: trimestralmente. Responsable: Delegación y EDAP.



Anterior Menú Siguiente